• CIC

Arrebato de Iván Zulueta - Encuentros con el cine de culto

¿PORQUÉ HAY QUE VER ARREBATO DE IVAN ZULUETA?

Por Gustavo J. Castagna


1) Porque se trata del único largometraje (realizó algunos cortos de culto antes y después) de un director maldito, Iván Zulueta, reverenciado en su momento por la movida española de los 70 y que volvió a ser recordado a propósito de su muerte, el anteúltimo día del año 2009.


2) Porque ARREBATO es mucho o nada, según la óptica de cada espectador. Film sobre el cine dentro del cine. Relato sobre el terror y el miedo al filmar una película. O la locura de alguien que envía cintas de audio a otro personaje, que puede ser el demonio, o no. O una mezcla de terror, cine dentro del cine, film bizarro, homenaje a las películas clase B, síntesis de la década del 70 en España, muerto Franco y en pleno “éxtasis” de la juventud de ese momento. O, acaso, como dijo Jaime Chávarri, director de El desencanto (obra maestra del documental) y compañero de Zulueta en escuelas de cine, “una cinta que tiene mucho problemas técnicos pero que me sigue pareciendo lo más original que dio el cine español”



3) Porque Zulueta ya es leyenda, a más de 30 años de ARREBATO. Entonces, que se imprima, joder.


4) Porque es una buena oportunidad de ver a Eusebio Poncela (como José), antes de Almodóvar, del Pepe Carvalho de Aristarain y del bisexual amigo de Luppi en Martín (Hache) del mismo vasco cabeza dura. Y también a una joven Cecilia Roth (como Ana Turner, cita cinéfila explícita), exiliada en España junto a su familia y antes de ser chica Almodóvar en Laberinto de pasiones. Es decir, Cecilia Roth hace 32 años y en pleno cachondeo español.


5) Porque la película se filmó durante algunos fines de semana y porque dicen que Zulueta no durmió durante varios días trabajando en el montaje definitivo. Lo interesante es que, más allá de los excesos, la película salió bien. Y al toque se transformó en una cita obligatoria de carácter generacional.


6) Porque se trata de una manera de hacer cine que se perdió con el paso del tiempo. Es decir, dejar la vida, o parte de ella, con tal de hacer de una película.


7) Porque Bigas Luna, Almodóvar, Alex de la Iglesia, Santiago Segura y tantos jóvenes y futuros personajes que se dedicarían al cine, tienen a ARREBATO como la película que marcó y decidió que ellos se dedicaran a colocarse detrás o delante de la cámara.


8) Porque Wil More, otra personalidad de culto de esos años (en la película interpreta a Pedro) dijo en un documental sobre Zulueta: “las primeras películas de Almodóvar no hubieran existido sin la película de Iván”


9) Porque todos sobrevivieron al paso del tiempo, los años y los excesos y permanecen activos hasta hoy. Mejor o peor, pero están, salvo Iván. Sobre él hay dos documentales de los años 90. Uno de ellos, IVAN Z, deja ver al cineasta con más de 60 años, hablando de ARREBATO, recorriendo su casa, su pasión por las historietas y los films de Hollywood y viviendo (y soportando) la tutela de su madre, con quien convivía. El otro, ARREBATOS, es un documental que cuenta cómo se hizo la película, con los protagonistas más cerca en el tiempo recordando aquello, especialmente Roth y Poncela. Y también los técnicos; uno de ellos, al respecto, comenta: “no la entendí, ni cuando la hicimos ni al poco tiempo, años después, sí, logré comprenderla”


10) Porque ARREBATO, un rabioso y harto merecido film de culto, es la zona oscura de la movida española de aquellos tiempos: mientras Almodóvar experimentaba, en todo sentido, con Pepi, Luci, Bom y las otras chicas, Zulueta escarbaba en el inconsciente de una generación de jóvenes dentro un país que recién se despertaba.


11) Porque cuando veas Arrebato y llegues al extraordinario final, verás qué riesgos implicará ser director de cine. O decidirás que fue mejor dedicarte a otra cosa.


12) Porque hay que verla. Sí o sí.

 

 

© CIC - Centro de Investigación Cinematográfica 

Benjamín Matienzo 2571 - C1426 DAU - Buenos Aires - Argentina  

(05411) 4553-5120  / 4553-2775 / 4551-5922

 informes@cic.edu.ar